10 razones para ir a Colombia y querer regresar

Ahora estoy sentado trabajando a una distancia aproximada de 4600 kilómetros de Colombia. Tuve la oportunidad de visitar este país dos veces en mi vida y ninguna de las dos llegué a la zona de playas: pero igual estoy fascinado con su tierra. En mi recorrido sólo conocí la ciudad de Bogotá y el departamento de Antioquia. Fue un recorrido de pocos kilómetros y cientos de amigos.

 

RAZONES PARA IR A COLOMBIA

Hay tierras que te atrapan: como una cadena mágica que te incita a volver. Un elástico que te atrae. Algo intrínseco que se llena cuando volvemos a pisar estas tierras nuevamente. Y hoy te quiero contar sobre estos motivos que me tientan para regresar a las tierras cafeteras…

1. Disfrutar la inmensidad de los paisajes en una finca

Colombia

Las fincas cafeteras no son solamente un espacio donde hacen café rico: son paisajes impresionantes. En el departamento de Antioquia tuve la oportunidad de pasar un día entero en una finca cafetera que me encantó. El lugar se llamaba Los Arrayanes y me recibió su dueño. Un señor mayor de apariencia tranquila vestido de jean y chomba celeste. Nos sentamos a conversar un rato y me contó la historia de su finca. Me mostró un espacio donde tiene las maquinarias antiguas y todos los recuerdos que puedas imaginarte de los comienzos de su emprendimiento cafetero.

Por éste motivo creo que realizar una visita a las fincas cafeteras es una razón para visitar Colombia. Caminar entre su verde, aprender como se obtiene el café, conocer su historia y hablar con las personas que la caminan a diario es una experiencia impresionante. Son actividades que nadie puede dejar pasar en su visita por el eje cafetero.

 

 2. Meter los pies en alguno de sus ríos

ríos de colombia

Justo este río pasaba por uno de los vértices de la finca cafetera. Después de comer (algo que veremos más adelante) nos sentamos en las piedras para meter los pies en el río y disfrutar del sol. Muchas veces necesitamos parar la pelota y disfrutar del momento ¿no? Creo que después de hacer esto durante aproximadamente una hora me sentí un poquito más feliz.

Si todos los días pudiéramos sentir estos pequeños momentos de felicidad nuestra vida cambiaría rotundamente.

Cuando estamos de viaje nos amigamos con el instante. Nos permitimos dar lugar a esos pequeños instantes que transforman nuestra cara en una sonrisa gigante. Cosas simples como sentir el viento volando acariciando nuestra cara, meter los pies en el agua o sentir adrenalina con algún deporte extremo.

Decidí elegir esta como otra de las razones para ir a Colombia ya que muchas veces queremos recorrer todo en tiempo récord y le quitamos importancia a los pequeños momentos que son tan importantes para hacer del viaje una experiencia inolvidable.

 

3. Conocer a los emprendedores del mercado campesino

mercado campesino medellín

Este rincón de Medellín me encantó. Es una innovación total ya que es terreno ganado a un basural que se convirtió en un semillero de emprendedores. Las personas que están ahí tienen sus propios negocios de productos artesanales que ofrecen al público. Pero no sólo eso, también son mini-empresas que están en Facebook, Twitter y hasta realizan e-mail marketing. Son cero improvisados: transformaron la manera de consumir productos 100% artesanales.

Si te gusta el mundo del emprendimiento esta es una razón para visitar Colombia ya que te permite conocer como se puede realizar negocios sustentables e interesantes para el consumidor. Me encantó conocerlos y poder conversar con ellos para conocer su trabajo.

 

4. Sus ofertas imposibles de rechazar

ofertas colombiaÉste pequeño espacio me lo encontré caminando por Medellín. Es una plaza que nos invita a dejar de lado nuestra rutina y afianzar nuestros sentidos. Como se observa en la imagen, el cartel nos llama a sacarnos las zapatillas y caminar sobre la arena.

A lo largo de esta plaza tenemos espacios como un mini-bosque, agua y pasto para llevar al máximo nuestros sentidos. Es una manera de descargar la energía de la rutina en un espacio natural especialmente construido con ese fin. En pocas palabras… ¡Una oferta imposible de rechazar!

Dejar de lado la rutina y aprovechar los diferentes espacios naturales que brinda la ciudad me parece sin dudas una de las razones para ir a Colombia y enamorarse de su tierra. Si tenes la oportunidad de hacerlo te va a encantar.

 

 5. Visitar una familia silletera

familia silletera

Tuve la oportunidad de conocer a la familia Londoño quienes me contaron la historia de las silletas. Se utilizaban para llevar las flores desde Antioquia hacia las grandes ciudades para venderlas. Igualmente, la historia más profunda la conté acá.

Es imperdible pasar un día sentado con estas familias que tienen tantas historias para contar sobre su cultura y estilo de vida. Trabajan todo el año para tener las mejores flores y competir en los eventos que se realizan. Su calidez acompaña su relajada manera de vivir. Van a otro ritmo y es una oportunidad única dedicar nuestro tiempo para aprender de ellos.

Para entender una cultura hay que pasar tiempo con quienes la viven a flor de piel. Entender la cultura silletera es una experiencia inolvidable que debemos vivir si visitamos el departamento de Antioquia en Colombia. ¡No me digas que no te lo avisé!

 

6. Probar una bandeja paisa

bandeja paisa

Aviso importante: sólo proba la bandeja paisa si tenes en mente descansar después de comer. Es sumamente rica pero te llena la barriga como pocas cosas, jajaja. Es un plato típico de la cocina antioqueña. Tiene tanta variedad y cantidad de alimentos que como su nombre lo indica sólo se puede servir en una bandeja.

¿Qué tiene la bandeja paisa? Bien, comencemos a enumerar: arroz blanco, carne molida, chicharrón, huevo frito, patacón, chorizo antioqueño, arepa antioqueña, hogao, tomate, aguacate y plátano maduro. Tooodos estos ingredientes se congregan en un plato exquisito.

Deberías tener en cuenta que si no probaste la bandeja paisa en tu visita por Antioquia realmente no conoces Colombia. Soy un convencido de que las comidas es una manera imprescindible de conocer más a fondo un destino. Pero si visitas Antioquia tampoco te podes perder las comidas que recomienda Lau.

 

7. Perderse en alguno de sus pueblos

pueblos de colombia

Hay pueblos -no tan turísticos- que están llenos de historia y de color. Perderse en alguno de estos pueblos durante algunos días nos permite vivir la vida de Colombia desde otra perspectiva. Te permite parar la pelota y observar. Disfrutar de un entorno diferente al habitual. Vivir la vida de pueblo durante aunque sea unos días es una experiencia que no podemos dejar pasar.

A mi me encantó conocer éste pueblo que encima tenía una casa de cosas dulces donde me hicieron probar un dulce de pétalo de rosa. Algo que nunca había imaginado probar y tengo que admitir que era riquísimo.

Darle una oportunidad a los lugares poco turísticos nos permite conocer esos secretos ocultos de un país. Subir a una alfombra mágica de conocimiento que nos lleva por los lugares más recónditos de una tierra para encontrar sus misterios.

 

8. Sentarse a conversar con su gente

gente de colombia

Puedo ser tímido, pero cuando estoy de viaje intento conversar con todos los personajes que se aparecen en mi camino. Estoy abierto a nuevas historias ya que alimentan mi libreta de viajes y hacen de mi recorrido una experiencia diferente. Pregunta sin miedo, a todos les gusta conversar con alguien de afuera. Te vas a sorprender de la cantidad de personas que tienen ganas de conversar con vos al menos por un rato.

Todos tienen una historia que contar. Aprende a escuchar y presta atención a las preguntas que haces para que la historia de la otra persona sea aún más interesante. Debes convertirte en una suerte de periodista para que la conversación fluya hacia el nuevo conocimiento que pueden ofrecernos estos personajes del camino.

 

9. Buscar los rincones que utilizan los locales para descansar

rincones de colombia

Cuando visito un nuevo destino pregunto a la gente local sobre aquellos lugares que utiliza para descansar de su rutina. Esos pequeños espacios de recreación que sirven para despejar un poco la cabeza (ya sea yendo solos o acompañados). Entonces en Colombia hice lo mismo y me encontré con lo que ves en la imagen: un pequeño bosque de bambú que limpia el aire de la ciudad.

Sentarme a disfrutar de este espacio fue una idea genial para entender el ritmo de su gente. Observar, escribir y sentir lo que sucede alrededor. Mi recomendación es que si visitas Colombia no dejes de preguntar a su gente cuales son los lugares que más disfruta en su ciudad para ir a conocerlos. Creo que no hay mejor recomendación que la de un local.

 

 10. Ver un show en Café REC y conversar con sus dueños

cafe rec colombiaREC Cafe Bar

El Cafe REC de Bogotá lo conocí gracias a una iniciativa que te lleva a conocer la capital a través de los cinco sentidos. No pudo ser mejor elección haber conocido este pequeño espacio escondido en una esquina de la ciudad donde se celebran shows de artistas amateur que disfrutan de dar a conocer su música al mundo. Lo que se congrega en éste lugar es: el mejor café, una gran buena onda, un espacio vintage y música. ¿No es una combinación excelente?

Creo que es una de las razones para ir a Colombia ya que en su visita nos vamos a llevar un pedacito de cultura más que interesante. Una historia para contar, amigos nuevos y buenas vibras para seguir conociendo el país. Sin dudas es una gran razón.

[gss-content-box color=”green”]Éstas son algunas de mis razones para ir a Colombia ya que podría hacer un listado de cientos de ellas. Es un país maravilloso. Me encanta su gente y tengo grandes amigos de ese país (o que viven allá sin ser colombianos). Disfruté cada vez que fui y espero volver pronto para poder visitar todos aquellos rincones que me faltan: como por ejemplo la playa.

Si tenes la oportunidad de hacer un viaje al país cafetero te pido que hagas un check list con estas pequeñas razones y además agregues las que hicieron de tu viaje una experiencia inolvidable. ¡Me encantaría saber cuales son![/gss-content-box]

Sobre el autor Ver todas las publicaciones Web del autor

Federico Bongiorno

Creo cosas en Internet que las podes ver en LinkedIn. Viajo por el mundo, escribo y disfruto de emprender. Mi niño interior es mi director creativo y desde hace unos años tomé la decisión de convertirme en un nómada digital a través de empresas en Internet.

Click aquí para escribirme un e-mail.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Completar * Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.